rituales magia-blanca-amor-trabajo
magia blanca, magia negra
     
   

La leyenda del Perseguidor.

Esta se diría que no es una leyenda ¿no? pero tus estas en mi situación y te cagas, escucha:
Estaba con unas amigas en el parque de Badajoz... el parque Pitusa, en realidad se llama Plaza de las Américas. Bueno, estábamos allí tres amigas, esperando a las demás, recuerdo bien que estábamos Nerea, Alicia y yo (Elena) no sabíamos que hacer así que. Nos fuimos a sentar a un banco que estaba detrás de un arbusto y justo enfrente de un árbol de estos ¿llorones se les llama? bueno, Ali y yo estábamos idas de la cabeza pero Nerea muy seria así que le fui a preguntar que era lo que le pasaba y justo ahí, veo que un tío con muy mala pinta pasa por delante y al ir a girar por el arbusto se para y nos mira, me quedo seria y le digo a Ali. No mires, pero no, Ali tuvo que mirar. El tío se le quedo mirando con una cara... y va y le dice: NIÑA ESCUPE! Mira yo al principio me meaba, me entró la risa floja y le dije a Ali: anda Vamonos. Nos levantamos y nos dirigimos hacia el Pizza Queen, el tío se nos quedo mirando y nos siguió lentamente pero antes de pasar la esquina torció y se fue, a mi el corazón me latía mas deprisa... Alicia ya ni te digo y Nerea diciendo que quien era etc. Llegaron Ana, y Paloma y les contamos lo que nos había pasado y seguimos como si nada.
Después de un rato Paloma y Nerea se tuvieron que ir a sus casas así que nos quedamos Ana, Ali y yo, íbamos al dulcilandia a comprar cuando dice Ali:
-! Esta ahí dentro sentado ¡Ana le dice: - so tonta como va a estar ahí! Ali- bueno venga vamos a pasar otra vez ya veras...Y pasamos y efectivamente estaba allí dentro, iba vestido con unos pantalones vaqueros y una sudadera verde, pasamos una vez más y fue cuando nos vio se levantó y salió. Nosotras todas asustadas nos metimos al dulcilandia y él se dirigía hacia otro sitio cuando gira la cabeza y me ve mirándole, se para y viene hasta nosotras, se mete al dulcilandia y nos fue persiguiendo. Nosotras íbamos justamente al lado contrario, cogimos unas cuantas botellitas de éstas pagamos y nos fuimos corriendo. Cuando nos dimos cuenta de que se nos había olvidado una, volvimos A la tienda y ya no estaba. Nos quedamos mÁs tranquilas. Y todo siguió como si nada, pero la cosa no acaba ahí... el siguiente sábado habíamos quedado para comer en el pizza queen, bueno mejor dicho cenar, estábamos Ana, Ali, Checo, Gonzalo, Lolo y yo y dice de repente Ana: Ay tía1 que ha pasado por delante...-¿Quién? pregunto.- ¡El psicópata!
Checo se levantó y salió, cuando entra y nos dice que había salido corriendo, después de un rato se me pasó por la cabeza que había ido a dar la vuelta al piso y le digo a lolo: sal conmigo, salimos los dos miro a la derecha nada, miro a la izquierda y me veo al tío venir, cojo corriendo y me meto dentro riéndome y el tío separa delante del cristal y nos hace el corte de mangas el muy desgraciado y se fue corriendo... yo creo que cada sábado esta rondando por ahí... que tío mas raro bueno ya se que esto no da miedo porque supuestamente es una "LEYENDA" PERO TU DIME.. Y SI ESTUVIERAS TU EN MI LUGAR? EH? QUE HUBIERA PASAO? QUE TU SI TE HUBIERAS CAGADO.  BUENO MIRA YO HE ESCRITO ESTO PORQUE NO SABIA A QUIEN CONTARSELO...

La leyenda de las Gemelas

Un día una madre tuvo dos hijas, 2 gemelas, su madre siempre las acompañaba al colegio y nunca las soltaba de la mano, para ir a la escuela tenían que cruzar una carretera. Un día a la madre, que ya estaba dispuesta a acompañarlas, le llamaron por teléfono. Su jefe que la necesitaba urgentemente. La madre, dubitativa, dejó que las dos niñas fueran solas a la escuela, pero justo al cruzar la carretera las atropellaron. Al cabo de 1 año la madre volvió a tener gemelas, idénticas a las otras, justo cuando las estaba acompañando, en medio de la carretera, la madre noto que las hijas le apretaban fuerte la mano, y decían :-Mama no nos sueltes, aquí fue donde nos atropellaron

La leyenda del Loco del Teléfono

Un matrimonio iba a ir al teatro aquella noche, y por ello tuvieron que dejar a sus dos hijas solas en la casa. La pequeña le suplicó al padre que no fueran, porque tenía miedo de quedarse solas puesto que hacia poco que un peligroso asesino se había fugado del manicomio de la ciudad. El padre le dijo que, si tenía miedo, metiera al perro debajo de la cama, para que éste le lamiera la mano y le tranquilizara.  Los padres se fueron, y las niñas se durmieron. A la media hora, llamaron al teléfono. La niña pequeña, temerosa, fue a cogerlo. Sonó una carcajada seca y colgó. La niña, extrañada, volvió a la cama. Al rato, volvió a suceder lo mismo. Llamaron, y el volvió a soltar otra carcajada y al instante, colgó. La niña volvió a la cama, y alargó la mano al perro para tranquilizarse. La llamada volvió a repetirse dos veces más. La niña, aterrada, vio como al rato volvían a llamar de nuevo. Sonó la carcajada, el filo de un gran cuchillo rechinó en sus oídos, y el cuerpo de la niña cayó al suelo. A la semana, una vecina, extrañada de no ver salir de la casa a la familia, llamó a la policía, los que abrieron la puerta por la fuerza. En el interior de la casa encontraron los cuerpos de toda la familia y el perro, en el orden de sus muertes. En el collar del perro se encontró una nota, que decía: "los locos también sabemos lamer"

Modificación de la leyenda anterior

Era un día un poco nublado y Esther estaba en casa estudiando. Cuando llegó la noche, sus padres se disponían a salir puesto que habían quedado cuando en las noticias salió que un loco se había escapado y era altamente peligroso y se recomendaba atrincherarse en las casas hasta que fuese encontrado. Sus padres preocupados le dijeron si quería que se quedasen pero ella insistió en que estaría bien, además tenía al perro para aliviarla del miedo y cuando bajaba la mano se la chupaba y se sentía más fuerte. Sus padres sin más se fueron y la noche se fue oscureciendo. Una terrible tormenta se desencadenó y empezó a sentir miedo así que bajó la mano y sintió los lamidos que la reconfortaron. Al día siguiente cuando se levantó, sus padres no habían llegado y cuando entró en el salón encontró al perro ahorcado del techo y sin ojos con una nota que decía: "los locos también sabemos chupar"

La leyenda de la Presencia

Me pasó a mí estando una vez en casa de mi novia. Esa noche me quedaba en su casa a dormir. Veníamos del cumpleaños de un amigo y cuando llegamos estaban ya todos acostados. Fuimos a la cocina y estábamos tomando un vaso de leche. La puerta estaba cerrada. En la parte de arriba de la puerta hay un cristal traslúcido. Estábamos allí tranquilamente cuando por el rabillo del ojo me pareció percibir como algo pasaba por delante de la puerta. Mi novia me preguntó:
-¿Tú crees en las cosas que no se pueden ver? Y Yo respondí con una respuesta graciosilla y ella me dijo que no se refería a eso. Le dije: -¿Te refieres a algo que ha pasado por delante de la puerta?
Ella me dijo que sí, que también lo había notado. Salió de la cocina y fue a su habitación. Sus hermanas dormían tranquilamente, al igual que sus padres. Debo decir que esta no era la primera vez que mi novia sentía esta presencia en su casa. Ya me había contado en otras ocasiones como la sentía en el pasillo e incluso en su habitación.

La leyenda del Río y el Niño

Hace muchos años, allá por el 1901, en un pequeño pueblo de un país sudamericano llamado Uruguay existía un hombre muy adinerado al que a su hijo de unos 5 años le gustaba mucho ir a pescar al rió. Un día empezó a llover y el chaval asustado por los fuertes rayos que caían sin parar salió corriendo. Iba tan rápido corriendo junto a la orilla que en un descuido resbaló y calló al rió, eran las 20:23 pm. Inútiles fueron los esfuerzos del pobre niño para salvarse ya que no sabía nadar. Sus padres empezaron a notar que su hijo tardaba mucho en regresar y decidieron ir a buscarlo. Pasaba el tiempo y no aparecía hasta que su desaparición fue definitiva. Su padre le hizo un ataúd y decidió enterrarlo con los objetos personales del niño ya que lo daba por muerto. De camino al cementerio cruzando el puente del río en donde se había caído el niño, no se sabe cómo, el ataúd se precipitó fuera del carruaje en el que era transportado. Enseguida, al caer al agua, el ataúd desapareció completamente.

Pasado el tiempo fui a ese río a pescar con un amigo ya que yo vivía en Uruguay. Debido a que no pescábamos nada decidimos prolongar a las 20:30 pm. Eran aproximadamente las 20:20 cuando empezó llover y decidimos irnos. Mientras nos alejábamos miré la hora y eran las 20:23 pm y le pregunté a mi amigo si sus padres lo iban a castigar o algo por llegar mojado a su casa cuando un fuerte ruido como de alguien caer al agua nos hizo mirar hacia donde estábamos pescando hace unos minutos. Asistimos corriendo rápidamente para socorrer a aquella persona o lo que fuera que se había caído cuando notamos que no había nada. De repente, a lo lejos, distinguimos un pequeño ataúd que se dirigía hacia nosotros y mi amigo sin pensárselo dos veces lo cogió y lo abrió. Encontramos muchas cosas de lo que parecía eran de un niño y de repente notamos que a nuestras espaldas había un niño de aproximadamente unos 5 años de edad observándonos y nos dijo: - Espero que sepáis nadar -Y un fuerte viento nos empujó al rió. Yo, por suerte, fui rescatado de aquel tenebroso rió por un chaval de unos 19 años que casualmente pescaba unos 200m mas abajo que nosotros. Desde ese trágico suceso que acabó con la vida de mi amigo nunca he vuelto a ese río y he empezado una nueva vida aquí en España donde vivo actualmente. Pero se dice que si vas a pescar ahí puedes oír como a las 20:23 pm cae alguien al agua y eso si, te advierto algo: ¡no vayas a socorrerlo. Por supuesto ese río existe y es el rió Que guay y esta cerca de una conocida ciudad llamada Paysandú.

VOVER LENYENDAS

INICIO

Horoscopo Gratis
Horoscopo chino
Tirada de tarot
Tirada de runas

Magia Blanca
Días mágicos
Hablan los ojos
Trece misterios
Atlántida
Líneas de nazca
Combustión espontánea
Triangulo bermudas
Piedras misteriosas

 


La gran pirámide
El Tarot Videncia
Oración para romper
Los hechizos del tarot
Leyendas urbanas
Amuletos y talismanes
El aura
Zodiaco flores
Salud astrología
Angeles y arcángeles
Profecias Mayas
Feng shui
Karma
Numerologia
Tarotistas
Gemas que curan
Velas y colores

 

 

TAROTISTAS
Rubí
Cándida
Salomón
Tito
Nerea
Brando

TEMAS
Recetas de Cocina Galeria esoterica
Bagua
Leyendas Urbanas
Nostradamus

 
 
   

Aviso Legal | Politica de privacidad | Condiciones de Uso Web

806 Precio minuto: Máx. Fijo: 1,21 y Movil 1,57 Euros. IVA incluido. Servicio para Mayores de 18 años
944 94 50 34-: En este número fijo, puede hacer su consulta mediante Tarjeta, Visa, Mastercard.